Cuando adoptas un animal, ¿lo estás salvando o él te salva a ti?

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Desde hace miles de años, los animales han compartido su espacio con los humanos. Han generado distintos tipos de relaciones, y en particular con algunas especies como los perros y gatos; cuya interacción fue evolucionando hasta convertirse en estrechas relaciones que podríamos definir como familiares. Es por ello que encontramos en la historia de la humanidad desde momentos de adoración de los egipcios hacia los gatos, hasta los tiempos actuales donde una parte de la población ha evolucionado positivamente hacia el entendimiento de la relación que debemos tener con el planeta, la naturaleza y todos los seres vivos.

En esta relación venida de la evolución de perros/gatos y humanos, se ha dicho que cuando adoptamos un animal lo estamos salvando, le estamos dando una vida nueva, donde se busca cubrir la mayoría de sus necesidades y lo estamos salvando del abandono y los peligros de la vida en la calle. Sí, esto es totalmente cierto, pero hay algo más allá; siempre como humanos vemos las cosas desde nuestro lugar de especie “superior”, pero no todos ven el otro lado de la adopción de un animal.

Cuando yo he adoptado, no solo he salvado una vida, él me ha salvado a mí. El perro o gato que ahora es parte de mi familia, ha entrega su vida por mí; entrega cada segundo de su existencia a brindándarme el amor más puro y sincero que podemos encontrar. Él siempre tendrá tiempo para mí, no me juzgará, no estará ocupado; sino que siempre estará dispuesto a salvarme en mis malos días y acompañarnos en los buenos.

suscríbete a Fundación Revida

Obtén noticias e información importante

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más para explorar

Perros

¿Por qué adoptar un perro?

Los perros de raza suelen tener ciertas complicaciones de salud. Por eso te decimos algunos de los beneficios de adoptar un perro mestizo.